Skip to content

6 Flamencos Americanos fueron asegurados en el aeropuerto de Mérida, Yucatán

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) junto con elementos de la Guardia Nacional, dijo el viernes 6 ejemplares de American Flamingo en un estado deplorable, uno de ellos ya muerto

6 Flamencos Americanos fueron asegurados en el aeropuerto de Mérida, Yucatán

6 Flamencos Americanos fueron asegurados en el aeropuerto de Mérida, Yucatán

Mérida: El pasado viernes 20 de noviembre, la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) junto con agentes de la Guardia Nacional aseguraron y protegieron 6 ejemplares del flamenco americano. Desafortunadamente uno de ellos no mostró más signos de vida.

El descubrimiento ocurrió cuando estas hermosas aves rosadas estaban a punto de ser enviadas desde el Aeropuerto Internacional de Mérida, Yucatán, al estado de Jalisco, más precisamente al municipio de Tlajomulco de Zúñiga.

En el momento de su rescate, los flamencos estaban en muy malas condiciones en 3 cajas de madera: sus alas estaban cortadas e inflamadas, y aparentemente mostraban signos de deshidratación; además, uno de ellos tenía otras lesiones de otra hendidura además de las piernas inflamadas. Uno de ellos también tenía otras lesiones de otro indol y piernas hinchadas.

Se informó que en la zona de embalaje de una aerolínea de este tipo, elementos de la Guardia Nacional tenían acceso a 3 cajones de madera con pequeños agujeros en los lados a través de los cuales los animales podían respirar. Cada una de estas cajas llevaba dos flamencos americanos.

Según un comunicado de la Secretaría de Seguridad y Protección Civil (SSPC), los documentos que supuestamente confirmaban la transferencia legal de la especie tenían ciertas inconsistencias. Además, los flamencos no llevaban el microchip que permitiría su identificación.

Dado que estas aves están actualmente protegidas por la norma oficial mexicana NOM-059-SEMARNAT-2010, la Profepa explicó que mientras se aclaraba la cuestión de qué hacer con ellas, se las enviaría a una de las parcelas o a una de las Instituciones de Manejo de Vida Silvestre (PIMVS) de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat).

En este comunicado de prensa, la agencia informó que se había elaborado un expediente administrativo para identificar a los responsables de este horrendo crimen. Sin embargo, hasta la fecha no se ha revelado nada más sobre el caso y la Guardia Nacional no ha emitido ninguna declaración al respecto.

La norma oficial mexicana NOM-059-SEMARNAT-2010, que protege al flamenco americano, destaca que se trata de una especie no endémica y amenazada, lo que significaría que el ave está “en riesgo de desaparecer a corto o mediano plazo si continúan actuando los factores que afectan negativamente su viabilidad, causando un deterioro o alteración de su hábitat o una disminución directa de sus poblaciones”.

Lamentablemente, no es la primera vez que esta agencia gubernamental ha tenido que intervenir para proteger a los animales que, estén o no en peligro de extinción, han sido utilizados como mascotas por personas irresponsables y son conscientes del daño que están haciendo al planeta Tierra al mantener a estas especies encerradas en sus casas.