Skip to content

Canadá, incapaz de evitar que los empleados mexicanos se enfermen por el Covid-19

Las autoridades canadienses han admitido su incapacidad para garantizar la salud de los trabajadores temporales mexicanos

Canadá, incapaz de evitar que los empleados mexicanos se enfermen por el Covid-19

Canadá, incapaz de evitar que los empleados mexicanos se enfermen por el Covid-19

Toronto – Las autoridades canadienses reconocieron el lunes su incapacidad para contener la propagación de COVID-19 en las granjas que emplean a cientos de trabajadores temporales mexicanos, centroamericanos y caribeños, que se han convertido en la principal fuente de infección del país.

La provincia de Ontario, la más grande y poblada del Canadá, detectó hoy 257 nuevos casos de COVID-19, un 44% más que el día anterior, después de que las autoridades iniciaran una campaña de vigilancia en una zona rural donde se concentran las granjas.

De los 257 nuevos casos anunciados hoy, 177 fueron detectados en la zona de Windsor-Essex, que se encuentra en la frontera con los Estados Unidos y donde se encuentran las granjas más grandes.

El viernes, las autoridades sanitarias de Ontario informaron de 111 nuevos casos de COVID-19, 160 el sábado y 178 el domingo.

El interés de las autoridades canadienses en la propagación de COVID-19 en las zonas donde trabajan y viven los trabajadores temporeros latinoamericanos se está despertando después de que tres trabajadores mexicanos murieran a causa de la enfermedad.

Las organizaciones que defienden los derechos de los trabajadores temporeros han denunciado las muertes de Bonifacio Eugenio Romero, de 32 años, y Rogelio Muñoz Santos, de 24 años, que fallecieron a finales de mayo y principios de junio, respectivamente, y Juan López Chaparro, de 55 años, casado y con cuatro hijos, que murió el 20 de junio.

En los tres casos, los trabajadores temporales mexicanos en Canadá contrajeron la enfermedad. Además, al menos otros 600 trabajadores de temporada han sido infectados con COVID-19 después de su llegada al país.

La Alianza de Trabajadores Migrantes para el Cambio (MWAC), una de las organizaciones que lleva años trabajando en la defensa de los trabajadores agrícolas extranjeros, ha denunciado el hecho de que los trabajadores temporeros de América Latina y el Caribe suelen vivir en condiciones insalubres y de trabajo en el Tercer Mundo.

En los últimos días, el Primer Ministro canadiense Justin Trudeau ha reconocido las condiciones en las que se encuentran los trabajadores extranjeros, pero ha culpado a los empleadores por el alto nivel de transmisión de la enfermedad.

El Primer Ministro de Ontario, Doug Ford, también ha criticado a los empleadores del sector agrícola que no protegen a los trabajadores temporales extranjeros, pero las autoridades se han negado a cerrar las granjas con altas tasas de infección.

Además, el gobierno de Ford la semana pasada autorizó a los trabajadores de temporada que están infectados con COVID-19 pero no tienen síntomas a seguir trabajando. Las autoridades canadienses también permiten que los trabajadores agrícolas extranjeros en cuarentena sigan trabajando.