Skip to content

Estados Unidos se retira del Tratado de Cielos Abiertos después de acusar a Rusia de romperlo

Los Estados Unidos oficializaron la salida del tratado internacional asegurando que beneficiaba a sus adversarios

Estados Unidos se retira del Tratado de Cielos Abiertos después de acusar a Rusia de romperlo

Estados Unidos se retira del Tratado de Cielos Abiertos después de acusar a Rusia de romperlo

Estados Unidos – En un comunicado de prensa, los Estados Unidos (EE.UU.) anunciaron su retirada oficial del “Tratado de Cielos Abiertos” después de acusar a Rusia de violar los acuerdos establecidos en él.

Entre otras cosas, el Tratado permite a los miembros volar sobre cualquier parte del territorio de cada uno, con la posibilidad de tomar fotografías aéreas con una resolución máxima de 30 centímetros.

La retirada (…) entró en vigor el 22 de noviembre de 2020 y los Estados Unidos ya no son parte del Tratado de Cielos Abiertos”, declaró el gobierno del país ubicado en el norte de América.

El actual presidente, Donald Trump, ha repetido en varias ocasiones que éste y otros acuerdos militares han engañado a Washington limitando injustificadamente su capacidad de guerra.

Por otra parte, el Consejo de Seguridad Nacional confirmó la retirada, añadiendo que “Rusia ha violado flagrantemente (el tratado) durante años”; también citó a Robert O’Brien, el Asesor de Seguridad Nacional, quien dijo que esos tratados sólo benefician a sus oponentes y afectan directamente a la seguridad del país.

Aunque la cuestión no es nueva, el Secretario de Estado de los Estados Unidos, Mike Pompeo, anunció el 21 de mayo su intención de retirarse del tratado y dio a los demás miembros un plazo de preaviso de seis meses, como exigen las normas.

“Washington ha hecho su movimiento. No se han beneficiado ni la seguridad europea ni la de los Estados Unidos y sus propios aliados. Ahora muchos en Occidente se preguntan cuál será la reacción de Rusia. La respuesta es simple. Hemos insistido repetidamente en que todas las opciones están abiertas para nosotros”, dijo el ministerio en un comunicado el 22 de noviembre.

El pacto, que se firmó en 1992 y entró en vigor en 2002, permite a sus miembros volar desarmados sobre otras zonas con fines de observación, vigilancia y recogida de datos.

En mayo del año pasado, se declaró que las violaciones de Rusia incluían restricciones a los vuelos cerca de las zonas separatistas sobre Georgia en la frontera sur del país europeo y restricciones a la duración de los vuelos sobre el enclave ruso de Kaliningrado.

Rusia siempre ha actuado como si tuviera la libertad de inhabilitar y habilitar sus obligaciones a voluntad”, dijo.

Es importante señalar que el acuerdo START expira el próximo febrero de 2021, ya que está en la cuerda floja, a pesar de que los funcionarios estadounidenses y rusos han expresado su apoyo a su retención.

Por su parte, el ganador de las elecciones presidenciales del 3 de noviembre, Joe Biden, se ha pronunciado en contra de dejar los acuerdos “que nos hacen más seguros a nosotros y a nuestros aliados”.

Incluso refiriéndose a Donald Trump, dijo en mayo que debería “adherirse al Tratado de Cielos Abiertos y trabajar con los aliados para abordar y resolver los problemas de Rusia en el cumplimiento de sus compromisos”.